El equipo de José Pekerman comenzó la Copa del Mundo de la peor manera, con Carlos Sánchez expulsado y en desventaja en sólo cinco minutos. Juan Fernando Quintero había anotado la igualdad con un exquisito gol de tiro libre antes de irse reemplazado por James Rodríguez, pero Yuya Osako decretó la victoria del combinado asiático.

www.infobae.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *